Imagen4

El Monitor de Opinión Pública presenta información de seguimiento de la opinión pública, incluyendo información de actitudes relativas a fenómenos políticos y a temáticas sociales de interés para la población uruguaya.

La información brinda insumos para comprender el contexto social en que se desarrolla el ejercicio del gobierno, la política nacional y la vida social de los uruguayos.

La información presentada proviene de una encuesta de telefonía celular a 805 sujetos mayores de 16 años residentes en todo el país. La medición fue realizada entre el 14/9/2018 y el 6/10/2018 sobre la base de un muestreo aleatorio con cuotas de sexo y edad. El margen de error muestral es de +-3.5% con un 95% de nivel de confianza. Los resultados se encuentran ponderados por nivel educativo y voto anterior del encuestado. La encuesta fue contratada por Montecarlo Televisión en conjunto con  diversos actores políticos.

Los informes son presentados como primicia en los informativos de Telenoche 4.

 

Resultados

Gráfico 1. Posición sobre Voto desde el Exterior.

Imagen1Gráfico 2. Posición sobre Voto por “Avecinamiento” .

Imagen2Gráfico 3. Posición sobre Voto desde Exterior Según Int. de Voto

Imagen3

Gráfico 4. Posición sobre “Avecinamiento” según Intención de Voto.

Imagen4

Análisis

En este segundo semestre de 2018, resurgió nuevamente en el debate público el tema del voto por parte de los ciudadanos uruguayos que residen en el exterior, principalmente a raíz de la aprobación parlamentaria en agosto de un proyecto de ley que habilita crear una comisión que estudie la instrumentación del sufragio fuera de fronteras. Este proyecto dividió aguas en el escenario político, contando con la aprobación del Frente Amplio y el rechazo de la oposición. El debate sobre el voto desde el exterior no es nuevo: junto con las elecciones de 2009, la ciudadanía se expresó negativamente en un plebiscito para habilitar el voto epistolar a través de una reforma constitucional (las adhesiones alcanzaron el 37%). El debate, además, no solamente tiene implicancias valorativas y filosóficas sino que también pone en juego intereses electorales por el significativo volumen (en términos relativos) de la diáspora de ciudadanos uruguayos. Según estimaciones oficiales recientes, más de medio millón de uruguayos reside actualmente fuera del país.

En este contexto, resulta relevante conocer el estado de la opinión pública uruguaya, tanto desde un punto de vista general como según sus preferencias político partidarias. En primer lugar, nuestro Monitor de Opinión Pública de setiembre-octubre realizó la siguiente pregunta: “de modo general, ¿Ud. está a favor o en contra de que los ciudadanos uruguayos que viven en el exterior puedan votar en las elecciones uruguayas desde el país en el que viven?” Como se observa, esta es una pregunta genérica que no indaga sobre procedimientos y posibilidades específicas (tales como el voto consular o el voto epistolar) sino sobre el principal concepto subyacente del debate: si es apropiado o no que los ciudadanos que no residen en el país tengan derecho a votar desde su lugar de residencia.

Se observa en el gráfico 1 una población bastante dividida pero al mismo tiempo con una mayoría claramente distinguible (57%) en contra de habilitar el sufragio desde el exterior. Como se aprecia, las cifras son muy cercanas a los resultados del plebiscito de 2009, lo que podría indicar una relativa situación de estabilidad de la opinión pública en la materia.

Habitualmente, en el debate ciudadano sobre el tema muchas veces se menciona como argumento en contra del voto desde el exterior que quienes residen en el extranjero no deberían decidir sobre asuntos que impactan principalmente en quienes sí residen en el país. Sin embargo, es necesario recordar que nuestra legislación electoral actual no impide el voto de los ciudadanos uruguayos residentes en el exterior, sino que lo habilita para todos los ciudadanos que estén presentes en Uruguay al momento de la votación. En nuestra legislación, pues, lo que cuenta para estar habilitado o inhabilitado para sufragar no es el criterio de residencia sino el de territorialidad. Por esta frecuente confusión entre los criterios de territorialidad y residencia, es que decidimos también preguntar a la ciudadanía si estaban a favor o en contra de que los uruguayos que residen en el extranjero estén habilitados a votar en caso de encontrarse en el país durante la elección. En esta segunda pregunta, se replica la división ciudadana pero con porcentajes inversos: 57% aprueba y 41% desaprueba nuestra actual legislación que habilita el voto a ciudadanos uruguayos residentes en el exterior que se encuentren en Uruguay.

Tomando las dos preguntas en su conjunto, queda claro que, aunque es un tema que genera bastante división en el electorado, la mayoría se pronuncia a favor de mantener las reglas electorales como en la actualidad: sin habilitar el voto desde el exterior pero permitiendo que opere el criterio de “avecinamiento” por el que quienes viven fuera del país puedan votar si se encuentran en territorio uruguayo al momento de la elección. Por análisis adicionales, también se observa de forma concluyente que la mayoría de la población se divide en dos grandes grupos: quienes aprueban tanto el voto desde el exterior como el criterio de avecinamiento (40%) y quienes rechazan ambas posibilidades (41%), lo que de alguna forma sugiere la existencia de dos grandes posicionamientos ciudadanos nítidamente diferenciados: uno proclive a permitir y otro a prohibir el voto de la diáspora uruguaya.

Hay, sin embargo, un 17% que aprueba el criterio de avecinamiento sin aprobar el voto desde el exterior. Esta minoría relevante es la que explica porqué hoy la mayoría de la opinión está a favor de mantener el criterio de avecinamiento sin habilitar el voto desde el exterior.

En el gráfico 3, en tanto, podemos ver que la división entre los elencos políticos en torno al tema se reproduce en la ciudadanía. Analizando las posturas en torno al voto desde el exterior según intención de voto 2019, observamos una contundente mayoría de frentistas a favor (70%)  y una amplia mayoría de votantes opositores en contra (73%). Dentro del electorado opositor, se agrupan los votantes nacionalistas, colorados, independientes y del Partido de la Gente. Por análisis complementarios realizados, hay muy pocas diferencias dentro del electorado opositor más allá de sus preferencias partidarias específicas. En tanto, el posicionamiento del electorado hoy indefinido se encuentra entre medio de frentistas y opositores, algo más cerca de los segundos: 44% aprueba el voto desde el exterior y 53% lo desaprueba.

Frentistas y opositores también se diferencian en torno al apoyo al criterio de avecinamiento. Mientras en el electorado del FA vuelve a reproducirse una fuerte mayoría a favor de mantener la posibilidad del voto para residentes en el exterior que se encuentren en Uruguay al momento de la elección (78%), ese porcentaje desciende al 45% en el caso del electorado de oposición. Otra vez, los electores indefinidos se encuentran entre medio de estas tendencias (aunque más cerca de los guarismos del electorado opositor) con 57% a favor del criterio de avecinamiento y 39% en contra.

* Ante cualquier consulta relativa a éste u otros servicios comunicarse con Opción Consultores info@opcion.com.uy ; Tel. (598) 2413-6509.